Entrevista a Héctor Martínez en el Club Asturiano de Calidad
Gómez Oviedo está firmemente comprometida con todos aquellos sistemas de gestión que mejoren la eficacia de los procesos y la satisfacción de sus clientes. Por todo ello, ha colaborado recientemente con el Club Asturiano de Calidad en la elaboración de su Revista Digital de Enero 2012. Se ha articulado mediante la publicación de una entrevista con el Director de Compras y Calidad, D. Héctor Martínez que recoge su punto de vista en relación a ciertas cuestiones de actualidad.

A continuación se muestra el contenido íntegro de la entrevista:
¿Cómo afectan las situaciones de crisis como la actual a los sistemas de gestión en las organizaciones?

¿Se puede hablar de una relación directa entre la calidad en la gestión y la mejora de resultados a medio plazo?

En ocasiones es complicado cuantificar los costes de la no calidad pero es mucho más difícil mantener un cliente satisfecho que conseguir uno nuevo, por lo que las empresas deben fidelizar a sus clientes. Si se dispone de un sistema que funcione eficazmente, basado en un modelo de excelencia orientado a resultados, con un ciclo de mejora continua, vivo y compartido por todas las personas de la organización, está claro que la balanza caerá del lado de la calidad.

¿En qué medida ha evolucionado Asturias en cuanto a la mejora de la gestión?

Asturias siempre ha destacado por el número de empresas certificadas en ISO9001 y más recientemente en EFQM. Creo que es debido al apoyo económico del Gobierno de Asturias, a asociaciones como el Club Asturiano de Calidad y a los representantes de organismos de certificación que han hecho que los directivos de las empresas hayan apostado por estos sistemas. En los últimos años se ha tendido hacia sistemas integrados de Calidad, Medio Ambiente y Prevención de Riesgos Laborales, y hacia modelos de excelencia que, con la misma filosofía del ciclo de mejora continua, satisfacen las expectativas de todos los grupos de interés de la organización.

¿Cuáles pueden ser los retos de las organizaciones asturianas de cara a los próximos años en materia de gestión empresarial?

Se deberá potenciar la gestión participativa, creativa y excelente. El reto fundamental está en las personas y el papel del líder será determinante en este aspecto. Debe ser capaz de transformar a los demás para que se eleven por encima de sus necesidades e intereses inmediatos, favoreciendo el crecimiento individual y el potenciamiento de la organización.

¿Qué normas o referentes de gestión te parecen claves para la competitividad en el futuro?

Considero que el modelo EFQM permite trabajar en esa línea desde la propia autoevaluación, siendo el equipo evaluador de cada empresa el que consensúa y prioriza las acciones de mejora a ejecutar. Si el equipo es representativo se puede llegar a obtener un mapa bastante aproximado de la situación y mejorar eficazmente los puntos débiles.
En un contexto como el actual, la optimización de los sistemas de gestión es una necesidad imperante, ya que es la herramienta más eficaz para identificar las áreas de mejora y actuar sobre ellas. Se debe dar prioridad a aquellas áreas que refuercen la vinculación de la organización con todos los agentes implicados y, en especial, con las personas, los clientes, los proveedores, etc, buscando la obtención de resultados.

Fuente | Club Asturiano Calidad